Blogia
Las ocurrencias del duendecillo

Nuevo curso

Hoy comienza el nuevo curso, del anterior no cave más que dar un balance negativo. El duendecillo nunca llegó a adaptarse y la profesora solo nos llamaba para decirnos la cantidad de problemas que le daba. Le cogió manía a todo lo que tuviese que ver con las fichas que tenía que hacer. Y luego en casa nunca quería dibujar ni hacer actividades un poco ordenadas. Tampoco adquirió ningún conocimiento nuevo si exceptuamos, arañar, escupir, insultar y otras delicias varias.


Al duendecillo le cuesta muchísimo obedecer, yo creo que tiene el ego subido, y nosotros pensábamos que igual que otros aprenderían los números o las letras el aprendería a convivir con los demás niños. Pero fue todo lo contrario en una clase con 24 niños y una profesora muchos días ausente y cuya mayor preocupación por el era la guerra que le daba el duendecillo se nos convirtió en un rebelde. El último día nos enteramos de que se había pasado la parte final del curso apartado, tenían cinco grupos separados y nombrados por colores y el no pertenecía a ninguno, lo cual nos pareció fatal. Además alguna vez nos había insinuado la posibilidad de hacer eso y le habíamos dicho claramente que si creía que hacía falta llegar a ese punto preferíamos sacarlo del colegio. El que lo hiciera, y a escondidas, disipó las pocas dudas que teníamos sobre las prioridades de esa profesora.


La buena noticia es que el mal ambiente del año pasado a influido menos que su recuerdo de estar con otros niños y este año regresa a la escuela ilusionado. Nosotros, optimistas, esperamos que reciba una mejor respuesta a sus ilusiones.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

Paula -

¿Cómo va el duendecillo un mes después del primer día? Espero que muy bien. No se me ocurre ningún comentario a esa historia del aislamiento. Sólo que me parece increíble que haya gente tan lerda ejerciendo de maestro de infantil.

ojos claros -

seguro que este año va a ser completamente distinto y no va a querer salir del colegio

juyma -

Parece que el primer día de escuela le ha ido bien y está ilusionado. Gracias.

Miguel -

Desde luego no me parece nada bien esa marginación, como bien dijisteis, ante ese planteamiento mejor sacarlo del colegio.
Espero que tengais más suerte y que todo salga bien.

juyma -

Se lo daré, al duendecillo el encantan las mosquitas, se pasa el rato mirandolas volar.

la mosquita -

bueno, el duendecillo tiene carácter y eso es esencial para enfrentarte a cualquier cosa.Sólo me preocuparía porque el sistema educativo no le anulara la imaginación ni las ganas de contar y hacer cosas diferentes, por muy locas que éstas sean. Al fin y al cabo es un duendecillo.
mucha suerte para el curso.
y un besazo enorme para el duendecillo muazzzz
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres